Me llamo Robert Martínez y, cuando mi madre realizó mi carta astral a la media hora de nacer, vaticinó que mi destino estaría íntimamente ligado a la astrología.

No fue, sin embargo, hasta poco antes de cumplir los dieciocho años cuando descubrí que el Universo tiene su propio lenguaje y que podemos aprender a descifrar sus mensajes. Con esta certeza, seguí mi andadura mundana licenciándome en Ciencias Políticas mientras leía y estudiaba decenas y decenas de libros de astrología.

Acabados los estudios universitarios, me dediqué a redactar los textos astrológicos de interpretación de Zodiac, uno de los programas astrológicos más reconocidos. Ello fue lo que me permitió consolidar el trabajo de profundización dialéctica, psicológica y filosófica de los años anteriores.

Durante el proceso de escritura, me acerqué a otras muchas disciplinas imprescindibles para comprender e integrar los aspectos materiales, emocionales, mentales y espirituales que rigen la existencia.

Fascinado por la idea de ampliar horizontes, antes de entrar en Cosmograma hace casi cinco años redacté muchos artículos de investigación e impartí regularmente seminarios y conferencias.

Tal y como se podía ver en mis tránsitos planetarios, una gran oportunidad profesional iba a llegar en 2013, y esta se concretó en Cosmograma, donde sigo compartiendo el resultado de las miles de horas de investigación que he dedicado a lo largo de mi vida.

Haber nacido y crecido entre astrólogos ha sido el factor clave que me ha llevado hasta aquí. Si a ti el destino te ha traído frente a estas líneas, es muy probable que no haya sido una simple casualidad.

Puedes reservar una consulta con Robert Martínez, pulsando aquí. Robert Martínez imparte ahora una formación intensiva de
prácticas de interpretación de cartas de 3 meses de duración.